La ministra de Educación de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA), Soledad Acuña, brindó una entrevista donde aseguró que «lo que le falta a la Argentina es mejorar la escuela». En contraposición, el jefe de la cartera educativa nacional, Jaime Perczyk, declaró a través de redes sociales: «Nuestro gobierno trabaja para reparar daños».

En conversación con Radio Con Vos, la ministra de Educación de CABA, Soledad Acuña, se refirió al «déficit» del nivel secundario y aseguró que «lo que le falta a la Argentina no es inventar un sistema nuevo, sino mejorar la escuela». En este sentido, apuntó que «la mayoría de las provincias no puede garantizar los 180 días de clase mínimos», por lo tanto, mencionó implementar «más días y más horas» en las instituciones.

Además, dio una fuerte crítica sobre las medidas implementadas durante la pandemia: «Lo que tenemos es un país donde, durante los últimos 2 años, la enorme mayoría de los políticos vinculados con la Educación prefirieron cerrar las escuelas a tomar medidas cuidando el futuro de todos, sobre todo de los más chicos». Y añadió: «Aquellos que dejaron las escuelas cerradas son los mismos que prefieren promocionar a los chicos aunque no sepan porque consideran que evaluar es estigmatizante».

Por otro lado, hizo mención a las prácticas laborales implementadas en escuelas secundarias de la Ciudad, que comenzaron esta semana, y al aumento de 20 horas a 100 horas anuales de capacitación docente, y aseveró: «Estas discusiones que damos en la Ciudad hay que trasladarlas a nivel nacional».

Acuña también criticó el hecho de que «la escuela no está formando como tiene que formar porque nadie se anima a tomar decisiones de fondo«. En relación a esto, señaló el sistema de evaluación implementado durante el bienio 2020-2021: «Se promocionó en estos últimos años sin evaluar, los docentes te van a decir lo mismo: ‘el mensaje que nos bajan es que nadie puede desaprobar’» y agregó: «En esta cultura del falso progresismo, donde solamente porque es pobre hay que sostenerlo, no estamos ayudando a generar oportunidades para aprender«.

A su vez, la ministra se refirió a la formación docente y la evaluación de calidad: «En ningún país se forman más docentes que lo que su sistema educativo requiere», y manifestó que «la calidad de la formación docente no es la que necesitamos». En la misma línea, dijo: «Hay que mejorar todo en la formación, tiene que ser un modelo mucho más exigente donde realmente enseñemos a enseñar con métodos distintos».

Perczyk: «Nuestro gobierno trabaja para reparar daños»

En contraposición, el ministro de Educación nacional, Jaime Perczyk, publicó a través de su cuenta de Twitter un hilo donde afirmó que Juntos por el Cambio «desfinanció la educación pública» y que «la inversión bajó un 33%» durante los cuatro años que Mauricio Macri presidió el país.

Perczyk también criticó «la caída del 20% del poder adquisitivo» de los docentes, la disminución de 900 mil a 500 mil becas Progresar, la discontinuación del programa Conectar Igualdad, entre otras medidas.

«Nuestro gobierno trabaja para reparar daños», aseguró y enumeró los programas implementados por el Ministerio, como Volvé a la Escuela, el plan de conectividad, Libros para Aprender, la ampliación de las becas Progresar y la recuperación del Conectar Igualdad.

«El presente y el futuro de la Argentina se juegan en la escuela, por eso para nosotros la educación es nuestra bandera«, finalizó el jefe de la cartera educativa.

Consultada sobre las declaraciones en contra de la gestión de Juntos por el Cambio, la ministra Acuña afirmó: «Hay cosas que no son ciertas». En primer lugar, con respecto a la caída del salario docente, apuntó: «Es mentira que el Gobierno nacional haya hecho algo a favor o en contra, porque el salario docente depende de cada jurisdicción, lo que se fija es un piso».

Luego, en relación a la caída de la inversión en Educación, Acuña expresó: «Hubo transferencia de los recursos que se utilizaban a nivel nacional para las provincias, lo que pasa es que muchas veces las provincias no utilizan los fondos en Educación y cubren otros gastos. Y en la transferencia desde los gobiernos a las intendencias, las intendencias también destinan el dinero a otros recursos«.

Finalmente, la ministra afirmó que «no es verdad la desfinanciación» del Conectar Igualdad y que en lugar de entregar las computadoras a los estudiantes «se cambió el sistema» porque «es un recurso que conviene que esté en la escuela».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.