Luego de la jornada de protesta realizada el pasado jueves, desde la Agremiación Docente Universitaria Marplatense (Adum) comunicaron que realizarán un paro total de actividades el martes 7 de junio, en reclamo de un aumento salarial. Además, exigieron soluciones frente a la falta de calefacción en distintos ámbitos de la Universidad.

Docentes universitarios de todo el país vienen reclamando la reapertura de las paritarias y ante la falta de una oferta salarial por parte del Gobierno nacional, desde Adum informaron que «profundizarán el plan de lucha» con un paro total de actividades el martes 7 de junio.

«Como hemos dicho otras veces, no hay justificación para colocar a la docencia universitaria en esta situación», expresaron desde el gremio local y remarcaron que exigen «un 10% de aumento para mayo o el adelantamiento del cronograma de subas previsto en paritaria».

Por otro lado, frente a la falta de calefacción en distintas unidades académicas de la Universidad Nacional de Mar del Plata y en el Colegio Illia, la Mesa Ejecutiva de Adum exigió:

  • La inmediata implementación de sistemas de calefacción alternativos que permitan el normal dictado de clases
  • En el caso en que no sea posible, implementar un esquema de emergencia que contemple:
    • el dictado de clases presenciales sólo en horarios y condiciones que no afecten la salud de docentes y estudiantes
    • la especial situación de aquello/as docentes que puedan padecer problemas particulares de salud que les impida trabajar en estas condiciones
    • la implementación de alternativas de uso de aulas en lugares calefaccionados en otras dependencias
    • el dictado remoto de clases proveyendo el pago de conectividad para quienes deban trabajar con esa modalidad

A su vez, manifestaron profundo rechazo frente a «la inacción» en la Facultad de Derecho «ya que el problema del corte de gas se conoce desde fines del año pasado», que podría resolverse a principios de agosto. Mientras tanto, debido a la ausencia de calefacción, el Consejo Académico decidió «volver a las clases virtuales».

Además, apuntaron contra la empresa Camuzzi «que no accede a reconectar el gas a pesar de que se han dado garantías de la inexistencia de pérdidas» en el área del Complejo Universitario afectada, así como también rechazaron «las actitudes de integrantes de la comunidad universitaria que realizan denuncias anónimas sin el previo y necesario aviso a las autoridades de las Facultades y la Universidad».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.