Entrevistamos a Gabriel Galarraga, coordinador regional de programa FinEs, para conocer más sobre el impacto del proyecto en Mar del Plata y la zona. 

—¿En qué consiste el programa FinEs? 

Si bien el programa es una política de estado implementada hace más de diez años a nivel nacional y que se lleva a cabo en articulación con la mayoría de las jurisdicciones a nivel provincial, es un plan de finalización de estudios primarios y secundarios para mayores de 18 años. En lo que corresponde a primaria, tenemos la posibilidad de que se inserten chicos desde los 14 años y también tiene una tercera línea de acción que es la de los estudiantes que habiendo finalizado sus estudios quedaron adeudando algunas materias y tienen la posibilidad de rendirlas con nosotros y obtener el título en su escuela de origen.

El fuerte de estas tres líneas de acción tiene que ver con lo que es todo el trayecto de la secundaria para aquellos estudiantes que abandonaron, que no empezaron o que les falta algún año. Tenemos dentro de la propuesta la posibilidad de que en tres años puedan finalizar sus estudios secundarios con la misma normativa que tienen los centros educativos de nivel secundario, que son las escuelas de adultos de la provincia. 

Escuchá la entrevista completa en:

¿Cómo fue la convocatoria de este primer tramo? 

Desde el 2020 venimos con la posibilidad de tener una plataforma de inscripción que está propuesta desde el Ministerio de Educación de la Nación, después hay una capa intermedia que es la que nosotros hacemos a través del territorio, que también se hace a través de nuestras redes sociales, a través de formularios, a lo que nosotros denominamos pre-inscripciones. Y por último siempre se da un abordaje territorial, en cada una de las sedes hay una comisión de fines para que los estudiantes tengan la posibilidad de acercarse e inscribirse. 

¿Cuántos inscriptos tenemos en este primer tramo? 

Estamos cerca de los 6200 nuevos inscriptos, solamente en Mar del Plata y Batán. El número más fuerte es de secundario, pero en el último año y medio tuvimos un crecimiento exponencial con respecto a lo que tiene que ver con la línea de primaria, allí hay unos 230 estudiantes inscriptos, que también es un montón y es histórico para el distrito. Estos estudiantes que se acercan o que nosotros llegamos a ellos para que puedan finalizar sus estudios primarios, siempre en todo momento lo vamos haciendo en un trabajo articulado con las primarias de adultos del distrito.

—¿Habrá una segunda convocatoria para que más estudiantes se inscriban? 

Estamos en condiciones de poder iniciar una segunda etapa de inscripción, que si bien hace pocos días, el 28 de febrero, se cerró la inscripción oficial en la plataforma de nación, territorialmente nosotros siempre seguimos recibiendo estudiantes. Teniendo en cuenta que al día de hoy no hemos tenido la posibilidad de iniciar el  ciclo lectivo, lo que estamos haciendo es abrir nuevamente la inscripción para terminar de completar con cupos la comisiones donde queda algún lugar disponible, porque sabemos que en  cada barrio todavía hay un montón de vecinos y vecinas que tienen ganas de inscribirse en este ciclo lectivo. 

Se harán operativos presenciales y como tal, esperamos que se acerque mucha gente. También eso demanda un movimiento importante de parte del equipo con respecto a la organización y la presencia, pero creemos que vamos a poder recibirlos a mediados de la semana que viene, quizás el jueves, tanto en el turno mañana y tarde en la oficina del Consejo Escolar y en el turno vespertino en la oficina que tenemos dentro del CENS 451. 

¿Cuáles son los motivos que lleva a este crecimiento de alumnos? ¿Tienen algún relevamiento de la motivación de estos jóvenes? 

Una de las cosas fundamentales que nos lleva a tener este crecimiento, que es exponencial con respecto a la cantidad de estudiantes que están inscriptos, tiene que  ver con el trabajo de campo que venimos haciendo. Nosotros vamos a buscar a los estudiantes y no esperamos que los estudiantes lleguen a nosotros y eso creo que da respuesta al crecimiento que tuvimos en el último año y medio. 

En secundaria la idea de poder estudiar en un programa que parecía a distancia o virtual, que fue lo que nos obligó a implementar la pandemia, incentivó a muchos vecinos a que se inscribieron porque encontraron la veta o la posibilidad mientras trabajan, mientras pueden seguir cuidando de sus hijos, también estar cursando la primaria o inclusive la secundaria. 

Comentarios