Desde la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) Conicet, informaron que en los resultados de la convocatoria 2021 a becas doctorales y de finalización, se observa una reducción con respecto al 2020, donde se otorgaron 1.700, frente a 1.380.

Esta reducción a 1.380 becas afectó principalmente a la modalidad de temas generales, que cuenta con un 23% menos en relación con la convocatoria anterior.

Además, desde el sector manifestaron «preocupación» frente a la posibilidad de que se fusionen las convocatorias 2021 -que se abrirá en febrero- y 2022 a becas postdoctorales, ya que «produciría la omisión de una convocatoria completa».

En relación con esto, afirmaron: «Las autoridades del organismo aún no han dado precisiones sobre cuál será la fecha de la convocatoria a becas postdoctorales de 2022. Todo esto se suma a la ya conocida ausencia de criterios de evaluación públicos y transparentes y a la sistemática negativa de las autoridades de reconocer derechos laborales para los becarios».

Y finalizaron: «Desde ATE CONICET consideramos que una reducción en la cantidad de becas doctorales resulta un nuevo retroceso en términos de derechos laborales y va a contramarcha de un real fortalecimiento del sistema científico y tecnológico nacional».